Artículos Blog

Odontólogos robóticos

En China un robot dentista realizó por primera vez una cirugía de principio a fin sin ayuda humana, el robot estuvo guiado por dentistas y expertos entecnología, quienes primero ensayaron los movimientos del robot.

Gracias a los avances que ha tenido la humanidad los dentistas de todo el mundo cuentan con nuevas herramientas para mejorar la vida de sus pacientes, aunque estos profesionales ahora tienen un competidor que no se cansa y es más efectivo que sus colegas. La primera cirugía de implante dental realizada totalmente por un robot, se realizó en un hospital de la ciudad china de Xi’an; los especialistas estuvieron preparados para entrar en acción por si ocurría algún contra tiempo, pero todo salió a la perfección.

El país asiático sufre de un grave problema por falta de profesionales dentales, son 400 millones de chinos que requieren un implante dental, pero el año pasado se realizaron apenas 1 millón de estas intervenciones, algo que va a mejorar gracias al uso de robots que además de suplir a dentistas de carne y hueso son mucho más precisos y menos propensos a los errores que sus colegas humanos. A diferencia de las personas, los robots no tienen dificultades para visualizar de forma correcta los pequeños espacios de la boca consiguiendo maniobrar de manera correcta y fácil dentro de ella y en distintos ángulos.

En la operación, la paciente recibió dos (2) implantes dentales impresos en 3D para reemplazar una pieza perdida, mientras se llevó a cabo la cirugía la paciente permaneció despierta aunque recibió anestesia local y un calmante para evitar el pavor ante un cirujano robótico.

Los dentistas robóticos no son nuevos y en la actualidad ya han trabajado como asistentes para profesionales humanos en diferentes tareas, pero es la primera vez que un androide lleva a cabo un procedimiento completo.

Un gran avance para llevar la salud dental a una gran cantidad de personas gracias a dentistas robóticos es que no solo suplen la falta de odontólogos, sino que aseguran resultados más precisos sin el peligro de los errores humanos.